ingeniería

Limpieza y Mantenimiento basico de una impresora

 

 

El mantenimiento de las impresoras, Tienen diferentes tratamientos según su tecnología lo cual es recomendable mantener nuestra impresora limpia y libre de polvo, así también de encontrarse en exceso la tinta  dentro de la impresora o en los cartuchos.

Es muy común que la impresora acabe mostrando una serie de errores debido a un mal mantenimiento de la misma, lo cual no nos podemos quedar únicamente en la limpieza y alineado de cabezales de la impresora, ya que es más que probable que acabemos con una impresora sucia y además que imprime mal.

impresora epson l210 con tanques de tinta originales de fabrica

Lo primero en realizar es  desconectar la impresora del ordenador y del toma corriente  y la colocamos  en una superficie fija  para realizar la limpieza.

Para realizar la limpieza, necesitaremos:

 Guantes de látex, un pincel o brocha fina, un paño que no suelte pelusa, alcohol isopropílico y aceite de máquina de coser.

Luego procedemos a limpiar con un paño seco todo el polvo que se encuentra en la parte exterior, en los cables de alimentación de energía y conexión con el ordenador. Si la impresora está manchada o tiene mucho suciedad acumulada, se puede utilizar un paño con un poco de alcohol isopropílico para retirar la suciedad y dejar la carcasa de la impresora en perfecto estado.

procedemos a destapar la impresora y retiramos el exceso de polvo y de tinta que se haya derramado en el  interior, con mucho cuidado de no forzar ninguna parte de la impresora ya que es muy delicado.

G0118325_tcm86-915602

Realizamos el mantenimiento de la bandeja de papel que a lo largo de la vida útil de la impresora va acumulando pequeñas briznas de papel que en un momento dado pueden atascar o hacer que imprima con manchas, lo cual siempre es complicado de limpiar, Podremos observar los rodillos que guían al papel, allí se acumula mucho polvo que retiraremos con cuidado. Seguidamente, retiramos el cartucho de tinta, y procedemos a retirar con el pincel el polvo.

Una vez libre de polvo el interior de la impresora, empezamos a limpiar los cabezales de impresión, se debe hacer con mucho cuidado. Si la impresora es de matriz, sólo colocaremos el cabezal que sostiene las agujas de impresión en un recipiente con alcohol isopropílico por unos minutos, luego lo retiramos del recipiente  y lo limpiamos suavemente con un paño limpio libre de pelusa  con mucho cuidado de no descalibrar las agujas del cabezal.

Una vez limpios los cabezales, sólo resta lubricar la barra en donde se desplaza el carrete  de impresión que son los rodillos de paso de papel que hay dentro de una impresora lo cuales  son los que más sufren. Es conveniente tenerlos limpios para que no manchen el papel e incluso hidratarlos  para que el desgaste no contribuya a los atascos de papel dentro de nuestra impresora, para realizar esta tarea, se procede a humedecer un paño seco con aceite del maquina de coser  y frotamos con cuidado la barra plateada hasta observar que cuenta con una película lubricante, que facilitará el trabajo de impresión y la protegerá de efectos abrasivos.

luego se procede a colocar la carcasa y secamos el exceso de humedad, luego toca el mantenimiento con el software ubicando el  en el Panel de control de Windows.

Para proceder a realizar los ajustes necesarios, ubicamos la impresora predeterminada, la seleccionamos y elegimos la opción Propiedades. Una vez seleccionada esta opción, podemos visualizar la ventana de Herramientas y mantenimiento.

Sin título

Seguidamente, ubicamos la opción “Mantenimiento”, elegimos la tarea de alineación de cabezales de la impresora y seguimos las instrucciones del asistente

Se recomienda hacer una alineación del cabezal inmediatamente se haga una limpieza de cabezal, se necesitara tener la impresora encendida y sin ningún error que imposibilite la impresora a imprimir.

Sin título2

Se necesitará tener páginas en blanco sin usar para ver los resultados claramente, el alineamiento del cabezal no gastara  mucha tinta, lo cual  se recomienda hacer hasta obtener una buena calidad, o los resultados que se buscan, luego si la calidad no mejora puede dejar reposar la impresora por un tiempo e intentar imprimir otra vez luego de pasar 12 horas promedio.

Ahora, procedemos a limpiar la placa inferior de la impresora. Para realizar esto, debemos sacar todas las hojas de la bandeja de alimentación, luego doblamos una hoja oficio por la mitad, la desdoblamos y la colocamos en la bandeja de alimentación. A continuación, ejecutamos la opción limpieza del menú de Mantenimiento y esperamos que la impresora realice su trabajo

Ahora, sólo resta realizar la limpieza de rodillos. Para ello, escogemos la opción directamente del menú de mantenimiento de la impresora y seguimos las instrucciones del asistente de mantenimiento

Una vez realizado este procedimiento, la impresora estará en  condiciones óptimas de funcionamiento. Es recomendable, realizar el mantenimiento de software por lo menos cada dos meses y protegerla con una funda o forro plástico cuando no se la este utilizando, no deben colocarse ni junto a estufas o calefacciones, ni junto a ventanales soleados durante horas. En ambos casos se producirán problemas por el secado de la tinta y/o cabezales de impresión,.

Esta serie de consejos básicos harán que se alargue la vida y correcto funcionamiento de cualquier impresora, por lo que no está de más aplicarlos con cierta regularidad.

Click to comment
To Top